La importancia de la toma de decisiones

Escrito por: Postgrado USIL

20 abril 2017

Qué hace un gerente todos los días, es tomar decisiones buenas o malas, algunas agregan valor otras no, algunas tienen una repercusión económica otras no. Estas decisiones tendrán que generar un valor agregado a toda la comunidad vinculada de la organización.

Muchos gerentes hoy en día toman decisiones basadas en “instintos”, “intuición”, “experiencia”, “consejos”, “lo que paso antes y se puede mejorar “etc. y algunos comentan que siempre hay riesgos al tomar decisiones y peor aún si tienen que ver con temas económicos que influyen directamente con el manejo de las organizaciones.

Drucker P. comenta que todo ejecutivo eficaz primero debe de hacer la pregunta ¿Qué es lo que le conviene a la empresa? Se deben de concentrar en lo que es importante y lo urgente y más aún en que es lo imprescindible para poder generar valor.

Además, hay que conocer que hay situaciones que se puede tomar decisiones sin esquema predeterminado. Según Stephen Hoch, Howard Kunreuther, Robert Gunther en el libro Wharton on Making Decisions comenta que toda toma de decisiones tiene un riesgo y muchos otros como Etzioni, Hayashi plantean que el entorno cambia y debemos estar preparados para la toma de decisiones en entornos turbulentos, por lo que siempre hay que estar evaluando en análisis del entorno del sector y estar atento a las condiciones políticas, sociales, económicas tecnológicas y ecológicas, las cuales nos mostrarán las oportunidades que necesita hoy en días las organizaciones y poder capitalizarlas.

Hoy en día los Gerentes, Directores, CEO tengan claro cuál es la misión y visión de las organizaciones y el ADN de estas para poder identificar que estrategias permitirán que se cumplan los objetivos de largo y corto plazo y más aún tomar la decisiones correctas disminuyendo las variabilidad y riesgos que pudieran tener.

Para esto hay que identificar que estrategias serían las más adecuadas y poder también ponderarlas y poder disminuir los riesgos que pudiéramos tener en un futuro y lo más perjudicial no llegar a alcanzar la visión de la organización en el largo plazo.

Créditos: José Veliz Palomino, director académico de la USIL International Business School.

Close